domingo, 23 de septiembre de 2007

Cinco reflexiones acerca de la extradición de Fujimori

Primera: mensaje ético a todo el país.

El crimen no paga y todos somos iguales ante la ley. Lo escribió, con esas mismas palabras, Augusto Alvarez Rodrich en su magnífico editorial de ayer en Perú 21. Con otras palabras, lo decimos al final del comunicado del PDS. Esta es la gran lección y es un mensaje que debe calar hondo en nuestra sociedad desigual y discriminadora, con tantas razones para ser profundamente desconfiada; donde unos son más iguales que otros.

Segunda: ¿Estará a la altura nuestra administración de justicia?

No tenemos hoy el Poder Judicial manejado por Rodríguez Medrano y sus operadores montesinistas, pero no es el que necesitamos. Es la institución menos valorada en las encuestas. Es débil y corrupta. Las miradas del país y también del mundo estarán puestas en este proceso que tiene que ser ejemplar en todo sentido. La valla que le ha puesto la Corte Suprema de Chile a nuestra administración de justicia es bastante alta. Es necesario que el Dr. Távara, Presidente de la Corte Suprema del Perú se juegue entero en esta prueba, como los jueces San Martín, Príncipe y Prado.

Tercera: Aprender de los familiares y de las víctimas de los crímenes que presuntamente cometió Fujimori.

En estos dos días se han producido comprensibles, pero peligrosas manifestaciones de simpatizantes de Fujimori, convocados a expresar solidaridad con su lider por su hija, los parlamentarios y dirigentes del fujimorismo que han terminado en gresca, rotura de lunas en el Palacio de Justicia y desórdenes en las inmediaciones del local de la Aviación Policial.

Mientras ello ocurría, en el Ojo que Llora, Frente a la Embajada de Chile familiares y víctimas manifestaban públicamente con gran satisfacción, pero pacíficamente. Aprendamos de ellos ya que este hecho despierta emociones muy fuertes y encrespa las aguas de la política.

Cuarta: Mantengamos la vigilancia

Se abre una etapa muy difícil con el juicio oral. Es previsible que se ejerzan presiones de todo tipo; que veamos videos nunca vistos; que las portadas de determinados tabloides destilen más veneno que de costumbre. Los jueces no son de hierro. Debemos acompañar a las víctimas y familiares y, desde dónde cada uno o cada una esté, vigilar que exista imparcialidad, publicidad y buen ritmo procesal en estos juicios.

Quinta: La sociedad civil organizada es indispensable

La extradición de Fujimori se debe, en buena parte, a la activa movilización, nacional e internacional de los familiares y las organizaciones de derechos humanos. La fuerza de la sociedad civil organizada es una de las grandes lecciones que aprendemos de la extradición de Fujimori.

Solidarios y vigilantes

Hasta la próxima y desde Colombia

Susana Villarán



2 comentarios:

Martín dijo...

Estimada Susana

En este comentario me voy a salir un poco del tema...

A veces suelo escuchar de la «sociedad civil organizada» (o iniciativas desde sociedad civil)como una alternativa a los partidos políticos tradicionales, con los que los ciudadanos a veces ya no suelen sentirse identificados…

Te sugiero que nos redactes un texto sobre este tema para responder a algunas inquietudes… ¿Qué entender por «sociedad civil organizada»? ¿Ésta no es acaso una expresión muy genérica? ¿Se reduce al ámbito de las ONG o a eventuales protestas de grupo de ciudadanos? ¿Qué otros ejemplos de iniciativas desde «sociedad civil organizada» pueden realizarse por ejemplo en el campo de la cultura o en otros campos? A primera vista las respuestas a estas preguntas pueden parecer muy obvias, pero creo que no lo son tanto… Es decir, tengo alguna idea sobre el tema pero no estaría demás que nos ilustraras un poco… En fin, éstas son algunas inquietudes que te comparto…

Te vengo leyendo desde hace unas semanas y recién me animo a dejarte un comentario…

Por otro lado, te invito a que visites mi bitácora, aunque no escribo sobre cuestiones políticas sino más bien culturales y literarias, así que si quieres despejarte un poco de temas políticos te invito a que me visites…

Saludos muy cordiales

Susana Villarán dijo...

Martin

Recojo el guante. Creo que es importante intentar responder a tus preguntas. Encontraré un momento más tranquilo para hacerlo cuando pase esta misión en Colombia

Hasta muy pronto